En el monte

En el monte de la presencia de Dios nos hacemos conscientes de la vida verdadera que ha sido depositada en cada uno de nosotros y de esa grandeza que obtenemos en Cristo. 

Comentarios Facebook